Cerrando un ciclo

By , 19 Mayo, 2010

Febrero de 2005.

Ya he contado cómo en Indra estuve 9 meses parado sin hacer prácticamente nada, y cómo me subía por las paredes de aburrimiento.

Lo surrealista era que nuestro jefe nos pedía que disimulásemos e hiciésemos como que estábamos atareados, para que los jefes no se mosqueasen.
Yo no acababa de entender por qué tenía que finjir si yo no estaba haciendo nada malo: no trabajaba porque no me daban taréas.

La cosa es que estaba trabajando de diseñador gráfico/maquetador, cuando mi perfil era de experto en java.
Como tengo un nulo sentido de la estética y además era algo que no me gustaba, reconozco que mis resultados dejaban mucho que desear.
En java necesitaban gente, así que todo el mundo pensaba que me iban a cambiar de departamento.

Y llegó el gran día: Mi jefe y su jefe me llevaron al despacho:
-Bueno, Carlos. Te habrás dado cuenta de que últimamente no hay mucho trabajo en vuestro departamento.
-Si.
-Y sabes que igual que un equipo se forma, se deshace
-Si. (obviamente me estaban diciendo que me cambiaban de equipo al de java)
-Así que sintiendolo mucho, tenemos que empezar a decidir de quién prescindimos, y te hemos elegido a tí.
Tardé unos segundos en asumir que me estaban despidiendo. Pero rápido reaccioné: No me gustaba lo que hacía y no lo hacía bien, así que tampoco me iba a disgustar.
-Vale, lo entiendo.
Y aquí, el jefe de mi jefe se empezó a poner rojo de vergüenza (seguramente era la primera vez que despedía a alguien).
-Lo siento mucho, cuando sea necesario alguien, contaremos contigo, bla bla bla…

Salí a mi sitio y me senté.
Cuando mis compañeros me preguntaron si tenían que felicitarme, les dije que no, que me habían despedido.
Y ellos se descojonaron porque creían que iba de coña.

La verdad es que no estaba disgustado ni nada, así que es lógico que lo pensasen.

Lo irónico fue que finalmente llevaron al departamento de java a gente de mi departamento. Dos personas que no tenían ninguna formación, sin experiencia y habiendo demostrado no ser buenos trabajadores… pero que casualmente, una era sobrino del jefe de planta y otra, la mujer del otro sobrino.

Quiero matizar dos cosas:
1) De mi grupo de compañeros (salvo estas dos personas que digo), fue justo que me echasen a mi: era el mayor, el que por contrato cobraba más (incialmente iba a hacer otro trabajo, ojo) y el menos motivado.
2) Puedo jurar que no dije en ningún momento cosas del tipo “Qué mala suerte” o “Por qué yo”. De hecho dije “la vida da muchas vueltas y esto ha podido ser bueno para mí”. Puede que ese despido haya sido de las mejores cosas que me han pasado en la vida

3 Responses to “Cerrando un ciclo”

  1. patricia dice:

    Por desgracia lo de simular que curras, tambien lo he vivido, gracias a la trilogia de milleum, fue menos insoportable y lo peor es que tenia que rellenar un Excel con las tareas diarias, yo pensaba que tenia imaginación xo se convirtio en el momento mas temido del día, actualizar el excel….

  2. Carlos dice:

    Joder, yo me he leído la mitad de Harry Potter así X-D

  3. […] This post was mentioned on Twitter by Carlos Duran. Carlos Duran said: Cerrando un ciclo: Febrero de 2005. Ya he contado cómo en Indra estuve 9 meses parado sin hacer prácticamente nada… http://bit.ly/9bRTv1 […]

Leave a Reply

OfficeFolders theme by Themocracy